Review

Dune01 vamosalcine 194x300 Dune, 1984, David Lynch: Un mundo de arenas, elegidos y maldiciones

Quiero empezar esta reseña, contando que “Duna” fue la primera película que vi de David Lynch, pero la vi cuando aún era un púber, ajeno al devenir de la crítica, y, bueno, básicamente, salí del cine pleno y feliz, con esa sensación que solo otorgan los films épicos, el pecho lleno de ganas de luchar contra tiranos y dirigir a mi pueblo hacia la liberación. Aparentemente fui uno de los pocos que salió contento del cine. La película fue un gran fracaso. Lynch la odió y hoy por hoy no la considera parte de su filmografía, básicamente porque no pudo tener el control artístico total y el resultado final se debe más a la incidencia de productores que a su propia mano creadora.

Duna adapta la saga de ciencia ficción del escritor Frank Herbert; el proyecto producido por Dino De Laurentiis, con afán de hacer su propia “Star Wars“, ya había tenido varios intentos previos de ser llevado al cine (el más famoso y estrafalario de todos fue aquel que intentó llevar a cabo el director-gurú Alejandro Jodorowsky, en el cual iban a actuar gente de la talla de Orson Welles y Salvador Dalí). Lynch, convertido en figura buscada tras su “Elephant Man“, al punto que había recibido incluso la propuesta de dirigir “El regreso del Jedi“, llega al proyecto tras cerrar un trato con De Laurentiis según el cual el italiano se comprometía a producir un segundo film, esta vez dándole el control total a Lynch. El caso es que Lynch, quien al aceptar el trabajo también se hizo cargo de escribir el guión, había previsto un film de tres horas de duración. Los productores le recortaron una hora, lo cual hizo que David, básicamente le perdiera fe a la película, dejara de considerarla suya y se abriera definitivamente del proyecto. Se hicieron nuevos cortes del film con posterioridad, agregando escenas, pero incluso en algunas de estas versiones el nombre del director que figura en los créditos es Alan Smithee (El famoso director entelequia, aquel que el gremio de directores creó para reemplazar a aquellos que abandonaban sus films y que no querían que se los asociara con ellos).
Es cierto que el film, vuelto a ver, revela ciertas torpezas en su hacer, y ciertamente en su narrativa abigarrada, pero también es cierto que, a pesar de todo e incluso a pesar de su director, el film respira mucho del estilo espejo deformado que sus films fueron construyendo hasta el momento. Incluso la escena en la que el héroe se somete a la prueba de poner su mano en una especie de cubículo mágico, ver y sentir cómo se quema y soportarlo porque en realidad todo está en su mente, bien puede funcionar como metáfora de la propuesta del cine de Lynch: ver la realidad tras la imagen falsa, la verdad tras la deformidad.
Por cierto, tras ver esta película, odié a Sting durante el resto de mi adolescencia y siempre pensé que era un verdadero villano, aún cuando se la pasara haciendo conciertos a beneficio y todo el rollo Amnesty; para mí, esa mirada afinada escondía mucha maldad.

Dune02 vamosalcine 194x300 Dune, 1984, David Lynch: Un mundo de arenas, elegidos y maldiciones

Ficha
Director: David Lynch
Productor: Raffaella De Laurentiis
Guión: David Lynch
Protagonistas: Kyle MacLachlan, Francesca Annis, Everett McGill, Sting, Max von Sydow, Jose Ferrer, Virginia Madsen, Patrick Stewart, Sean Young
Música: Toto, Brian Eno, Marty Paich
Fotografía: Freddie Francis
Montaje: Antony Gibbs
Fecha de estreno: 14 de diciembre de 1984
Duración: 137 minutes